domingo, 30 de marzo de 2014

Mi primera entrada, receta para hacer con peques


Bueno aquí está mi primera entrada (en mi cabeza suenan aplausos y una especie de músiquilla solemne propia de una inauguración en toda regla) me ha costado mucho decidir sobre qué escribir pero finalmente he decidido  ponerme a hacerlo y contar lo primero que me viniera a la mente, así que aquí voy...
Mañana tenemos comida en casa de unos amigos y yo (que mi cocina es como una lotería,  sigo la receta paso por paso y luego si hay suerte sale y sino, no) me encargo de llevar el postre, como casi siempre, y la verdad es que ya los tengo escarmentados, porque creo que de unos 7 postres que habré llevado en total nos hemos podido comer 2, pero ese tema bien merece una entrada propia. Ésta vez me decanto por unas "minimagdalenas" de galleta (palabra técnica es brownie de coockies, pero me he propuesto eliminar el vocablo inglés, que tan moderno queda, de mi blog porque se me da fatal y transgiverso palabras ).
Ahora bien una vez tenemos claro lo que vamos a preparar y los ingredientes dispuestos encima de la mesa, buscamos un ayudante de cocina digno de mención, mi hijo Jorge de 5 años recién cumplidos y ahora sí que sí, cualquier cosa puede salir de aquí. Nos equipamos ambos para no terminar con harina hasta en los bolsillos y empezamos la faena...
RECETA:
250 gr de mantequilla (de la que va envuelta en papel, no vayáis a poner de la de tarrina...a mi me pasó en la primera receta que me pedían mantequilla)
140 gr de chocolate de fundir
4 huevos
300 gr de azúcar
120 gr de harina
150 gr de galletas, podéis poner las que queráis yo usaré unas de esas con pepitas de chocolate.
Paso 1:
En un cazo ponemos a derretir el chocolate con la mantequilla a fuego medio lento.
Paso 2:
Mientras el cazo esta en marcha, en un bol ponemos el azucar y los huevos y los mezclamos, OJO!!sin batir para que la mezcla no nos coja aire.
Paso 3:
Una vez este bien mezclado añadimos a la mezcla el chocolate con la mantequilla que teníamos en el cazo y removemos un poco.
Paso 4:
Sólo queda añadir la harina y las galletas, que en todas las recetas que he visto por ahí las llevan a trozos, nosotros las pusimos picadas con el mortero ya que el encargado de esa parte era Jorge y así le resultaba mas fácil.
Por último:
En un molde para magdalenas(si los queréis individuales si no en cualquira) llenar hasta el borde y dejar   hornear durante 17 o 20 minutos yo los puse a temperatura 150°.
Y.....tachán un postre rápido,fácil y riquísimo con el que dejar a ese grupo de incrédulos con la boca abierta porque esta vez sí que sí, se puede ver y comer!!!!!


¿Que hay de la filosofía Merybunda en ésto? Pues compartir ese momento de cocina con los "miniyos" sin ponernos nerviosos porque es una receta 
extremadamente fácil.
Espero que os guste y que os animéis ha hacerlo con los nenes.